Basílica de Nuestra Señora de Begoña

Bilbao

La casa de la Amatxu

  • Cronología: siglos XVI-XVII (1511-1621)
  • Estilo: Gótico-Renacimiento
  • Autoría: Sancho Martínez de Arego (tracista), Juan Ortíz de Olaeta y Martín Ibáñez de Zalbidea (bóvedas), José María Basterra (torre)
  • Municipio: Bilbao

Visita Virtual

Índice de Iglesias

Advocación

La iglesia y el retablo están dedicados a la Virgen María, ensalzando su papel como Madre de Dios.

El culto de veneración a María como madre de Jesús va a comenzar, prácticamente, desde el origen del cristianismo, ya que como tal se la menciona tanto en los Evangelios como en los Hechos de los Apóstoles. A lo largo de los siglos se irá construyendo la imagen de María y la devoción a su figura, centrándose en los ideales de pureza y virginidad.

Historia

Según Iturriza y otros historiadores, la fundación de Begoña es anterior a la de cualquier templo de los alrededores, aunque su nombre no aparezca hasta 1300 con ocasión de la carta puebla de Bilbao.
Fundada por los señores de Bizkaia, en 1382 Juan I daba el patronato al Conde de Lara, de quien pasó a otras familias como los Leguizamón y a sus herederos los Marqueses de Vargas, no faltando a lo largo de los siglos pleitos e incidentes entre patronos y anteiglesia. La obra ha sido realizada a través de las aportaciones de mercaderes y gremios bilbaínos. La oficialidad como patrona de toda Bizkaia data del año 1738, a iniciativa del Señorío.

Tanto la portada como la sacristía quedaron muy dañadas tras la primera Guerra Carlista de 1835, momento en que también sufrió todo el edificio y todo su contenido mueble. Es por ello que restan muy pocos objetos anteriores a esta fecha.

Edificio

Iglesia de planta rectangular con tres naves, la central más ancha, y con cabecera ochavada de tres paños poco profunda. Su fábrica es de muros de sillería y se cubre con bóveda de crucería. A los pies se levanta el coro con frente de arco carpanel y, en las claves, los escudos de los Leguizamón, patronos de la iglesia, sobre cruz de Santiago y entre angelotes. El escudo de los Leguizamón también aparece en la sepultura privada que se conserva en el suelo ante el altar. La iluminación se hace a través de grandes ventanas apuntadas que rasgan las naves laterales. La sacristía, obra del arquitecto José María Basterra, quien la rehace entre 1900 y 1903, cuenta con frescos de Miguel Marañón realizados en 1929, y vidrieras realizadas por la empresa Vidrieras de Arte.

El edificio cuenta con tres entradas, las laterales, producto de muchas restauraciones, son del siglo xx, y la puerta central, junto con la torre campanario, es también proyecto de Basterra, quien lo inicia en 1902. Esta se abre en arco de triunfo y cuenta con los bustos de San Pedro y San Pablo así como un relieve de la Asunción-Coronación. En el frontón triangular aparece Dios Padre rodeado de angelotes. Sobre las columnas va un alto zócalo con imágenes en pie de la Fe y la Caridad y de la Justicia y la Fortaleza unidas al cuerpo central por medio de vegetación.

Ajuar

Cuenta con un retablo mayor de estilo neobarroco, de un solo cuerpo gigante de tres calles y ático, obra de 1869 de Modesto Echarri. En el camarín neogótico se haya la imagen de la titular, de estilo gótico de comienzos del siglo XIV. A los lados, en sus correspondientes hornacinas, hay una talla del Sagrado Corazón de Jesús donado en 1883 por María de Olano y otra de San José con el niño, obra de Bernabé de Garamendi de 1888, que sustituyó al San Juan Bautista, donado en 1883 por Narciso de Olano y Felipe de Abaitua, que hoy se sitúa junto al acceso de la sacristía.
En el altar destaca la mesa de mármol de Carrara, policromada en parte y con el anagrama de la Virgen, las letras VM entrelazadas. A los lados del altar hay un sagrario de piedra con puertas de hierro de estilo tipo hispano flamenco de hacia 1500-1520 procedente de la iglesia de Santa María de Gorostiza de Nabarniz, y una pila bautismal del siglo XVIII.
En los muros laterales del templo cuelgan nueve lienzos al óleo de temas sobre la Sagrada Familia, resaltando la figura de San José –Sueño de San José (matanza de los inocentes), Epifanía (adoración de los Magos), Adoración de los pastores, Sueño de San José (Concepción de María), Natividad de María, La huida de Egipto, La Sagrada Familia y San Juan niño, Jesús entre los doctores, y la Muerte de José-, todos ellos de la escuela sevillana, copias de Murillo, hechas en el siglo XVIII.
Completan la colección pictórica el óleo sobre lienzo de la Coronación de la Virgen de Begoña el 8 de septiembre de 1900, obra de José de Echenagusia en 1902, y la Bajada en procesión, lienzo al óleo de Ramón de Elorriaga, realizada en 1860.
La sacristía presenta una impresionante cajonería de roble de Eslavonia (Croacia), de estilo barroco, diseñada por Emiliano Amann y realizada por la casa Mapey, todo ello donado en 1923 por Ángela Requena y Buj.
En el coro hay un magnífico órgano de estilo romántico construido en París en 1884 de la importante casa Cavaillé-Coll, considerado el mejor organero del siglo XIX. En 1911 F. Price, antiguo armonista de esta casa, realizó una ampliación siguiendo la pauta original.  Consta de 15 registros en dos teclados y pedal. Ha sido restaurado en 2016 por el taller de M.Jurine de Lyon con el patrocinio de la Fundación Gondra Barandiaran.

Plaza de La Encarnación 9B
48006 Bilbao
Tel: (34) 944 320 125

Subvencionado por:

Sitio web con la colaboración de: